Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Estas son las claves que te indican que estás en un trabajo poco favorable.

shutterstock_2294521671(FILEminimizer)

Por desgracia, hoy en día parece que nos hemos acostumbrado a regalar nuestro tiempo y nuestro trabajo.

Esto tiene su origen en el hecho de que encontrar trabajo se ha convertido en algo tan sumamente difícil, que nos estamos conformando con trabajar de cualquier manera con tal de tener unos pocos euros que nos mantengan una falsa estabilidad que a ninguno de nosotros ayuda. Y es que, a pesar de que existen factores directos que nos avisan desde primera hora de que ese trabajo en el que estamos no es bueno para nadie, la mayoría de las personas prefieren normalizarlo y agradecer el simple hecho de que al menos, tienen un empleo.

¿Cómo podemos entonces, distinguir si se están aprovechando de nosotros pagándonos menos o teniéndonos en situaciones irregulares, si normalizamos cualquier cosa? Afortunadamente, existen una serie de claves que nos ayudan a distinguir qué cosas podemos tolerar y cuáles son definitivamente tóxicas para nosotros; a pesar de que cualquier trabajo tiene sus cosas malas y sus cosas buenas, hay acciones que son directamente ilegales y debemos denunciarlas.

¿Cómo saber si están abusando laboralmente de mí?

Si te lo cuento no te lo crees:

¿Sabes que puedes detectar un empleo tóxico incluso antes de empezarlo? Así es. La primera toma de contacto, que es la entrevista de trabajo, puede decirte más de lo que piensas acerca de tu jefe y la empresa en sí misma. Detectar si tienes un jefe tóxico no es tarea fácil, pero sin embargo sí creemos que podrás determinar fácilmente lo bueno que es o no un trabajo a partir de ciertos comportamientos como los siguientes:

  • ¿Pasas demasiadas horas en el trabajo? ¿Más de las que deberías?

En el momento en el que te están exigiendo trabajar constantemente horas extra no pagadas o fuera de tu horario laboral, esto podría ser un signo de abuso.

  • ¿Has empezado a normalizar ese estrés que no te deja dormir?

Si te sientes constantemente presionado para cumplir con plazos imposibles o tareas excesivas sin el apoyo adecuado, ya tienes tu respuesta: se están aprovechando de ti.

  • ¿No soportas estar cerca de cualquiera de tus compañeros o jefe?

Cuando el ambiente de trabajo es tóxico y te sientes aislado o discriminado respecto a tus compañeros o superiores ¡es una señal de alarma!

  • ¿Por más que hagas por la empresa, siempre te exigen más?

Resulta que estás haciendo un trabajo excelente, pero, aun así, no estás recibiendo el reconocimiento o la compensación que mereces. Cuando esto ocurra, estamos ante un signo claro de explotación… Y te avisamos  desde ya, que nunca serás suficiente para jefes y compañeros así.

  • ¿Trabajas durante tus descansos? ¿Y tus vacaciones?

Si no te permiten tomar descansos o vacaciones, lo cual es un derecho laboral en la mayoría de los lugares, nuevamente estamos ante un abuso laboral.

  • Lo peor de todo… ¿Sientes que no tienes derecho a nada?

En el caso en el que tu empresa no te proporcione beneficios como seguro médico, vacaciones pagadas y días de enfermedad…créeme, estás ante un problema.

¿Por qué ocurre esto?

Es difícil plantearse la respuesta de por qué podrían estar abusando de un trabajador o discriminándolo de esta manera, y es peor aun cuando es un buen trabajador que consigue éxito para su empresa. Sin embargo, y por más que nos pese, esto ocurre más de lo que nos gustaría reconocer y existen diversas causas a las que puede acogerse el empresario en cuestión si le preguntaran lo mismo.

La falta de conocimiento acerca de las leyes laborales es una de las más comunes. Muchos, se defienden argumentando que no conocen las leyes o que no saben hasta qué punto pueden estar influyendo negativamente en la autoestima o moral de los trabajadores. En realidad, el problema se atribuye a una enorme falta de empatía por parte del mismo, como te podrás imaginar, pero aun así intentan defenderse de la misma manera.

Asimismo, cuando un empresario no se decide a dar de alta a sus trabajadores o a pagarles las horas que están trabajando, debes tener en cuenta que está pensando directamente en ahorrar todo el dinero posible. Piénsalo, si te da de alta debe pagar seguro médico y vacaciones, además de los días por enfermedad o días propios que no asistas al trabajo. Por este mismo motivo, muchos trabajadores deciden tomar la errónea decisión de prescindir de pagar lo justo a los trabajadores, no dándose cuenta de que las consecuencias podrían ser peores que soltar un poco más de dinero legalmente a sus trabajadores.

¿Hasta cuándo es legal que las empresas realicen estas acciones?

Como hemos mencionado, por desgracia se están normalizando muchas de estas acciones porque los empleados se consuelan con el hecho de tener un empleo.

Sin embargo, hay acciones que no pueden pasarse por alto, y es importante conocerlas:

  • Discriminación: Cualquier forma de discriminación en el trabajo, como la discriminación por motivos de raza, género, religión, orientación sexual, discapacidad, edad, origen nacional u otras características protegidas por la ley, es ilegal.
  • Acoso: El acoso en el lugar de trabajo, ya sea acoso sexual, acoso basado en la raza u otras formas de acoso relacionadas con características protegidas, es ilegal.
  • Violación de leyes laborales: El incumplimiento de las leyes laborales, como no pagar el salario mínimo, no pagar horas extras cuando corresponde, no proporcionar tiempo libre remunerado adecuado o no cumplir con las leyes de seguridad y salud en el trabajo, es ilegal y denunciable.
  • Despido injustificado: El despido deberá ser preavisado, por escrito y además por una causa justificada.

Puede que muchos jefes se acojan a la respuesta de que “has firmado tal clausula en el contrato” (una clausula trampa, donde las haya) en las que parece que estás de acuerdo con dichas acciones que están tomando sobre ti. En ese caso, te recomendamos consultar tu caso con un abogado, ya que él podrá evaluar la situación y aconsejarte sobre cómo proceder de manera adecuada.

Para poder denunciar lo que necesites, además de contactar con un abogado deberás recopilar evidencias de lo sucedido. Esto puede incluir copias de correos electrónicos, registros de tiempo de trabajo, comunicaciones escritas y otros documentos relevantes.

Por último, si tu empresa está dispuesta a cooperar para evitar pagar por sus problemas, puedes tratar de resolver el problema directamente con tu jefe. A veces, las empresas están dispuestas a modificar los contratos para hacerlos conformes a la ley o llegar a un acuerdo mutuo que beneficie a ambas partes.

¿Qué alternativas pueden usar las empresas para hacer las cosas bien?

Llegados a este punto, podemos cuestionarnos por qué no hacen las cosas mejor los empresarios si existen medios de sobra para ello ¿verdad?

De hecho, lo primero que deben hacer para ello es conocer y cumplir plenamente con las leyes laborales locales y nacionales. Deben respetar los salarios mínimos, las horas de trabajo y todos los derechos laborales básicos.

Existen aplicaciones y programas que pueden ayudar al empresario y a sus trabajadores para mantener todo controlado y que no haya problemas ni confusiones, como es el caso de la plataforma Kairos, la cual sirve expresamente para controlar y gestionar el horario de los empleados de manera clara y ordenada.

Además de esto, para poner orden en la empresa, también podrán establecer políticas y procedimientos claros y transparentes en áreas como la contratación, promoción y remuneración, lo cual puede ayudar a garantizar la igualdad entre los trabajadores y prevenir malentendidos.

Asimismo, los empresarios deben estar dispuestos a escuchar las preocupaciones de los trabajadores y abordarlas de manera justa y oportuna. La decisión de crear un ambiente honesto y apacible es muy importante y es trabajo directo del jefe de empresa, ya que él es quien decide a qué personas contrata y la forma de ser de cada uno de ellos respecto al trabajo que deben desempeñar.

Para acabar este artículo, te recomendamos no conformarte con un empleo que te esté haciendo la vida imposible por mucha estabilidad que pienses que te esté brindando; algo que te hace infeliz, que te quita horas de estar con tu familia y que no te llena profesionalmente, jamás te dará ningún tipo de recompensa vital.

Sabemos que todos los trabajos tienen sus más y sus menos, pero si colocas en una balanza cómo te hace sentir ¿destacarías más lo bueno o lo malo?

A partir de este artículo y de las cuestiones que te hemos mencionado, podrás sacar tus propias conclusiones y tomar la mejor decisión en base a tu vida y tu bienestar. Créeme, encontrarás algo mejor si el trabajo en el que estás te molesta a diario, y si además tienes la valentía de dejarlo por este tipo de injusticias, estarás contribuyendo a que otra persona que pueda caer en lo mismo que tú, se lo piense dos veces…

De esta forma seguro que la empresa se empieza a pensar hacer las cosas mejor y no continúa aprovechándose de sus trabajadores… ¡y entonces no le quedará más remedio que ser legal!

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest