Las principales causas de los dientes oscuros 

Las principales causas de los dientes oscuros 

Tener los dientes oscuros es algo que todos queremos evitar. En muchas ocasiones los dientes adquieren tonalidades no deseadas, así como también es habitual la aparición de manchas en las piezas dentales que afectan a la estética de la sonrisa. 

Como todos queremos evitar esto en este artículo vamos a descubrir las principales causas que hacen que los dientes se oscurezcan y dañen su esmalte dental. Así como vamos a conocer los mejores tratamientos para cambiar su color. 

· Principales causas de las manchas y la coloración de los dientes 

El color natural de los dientes es una tonalidad blanco crema, aunque varía en función de la raza, sexo o edad.  Los cambios en la tonalidad de los dientes se deben por diferentes causas o cuestiones que veremos a continuación. Esto se debe principalmente por la dentina y el esmalte de los dientes. 

Pueden producirse cambios en el color de los dientes por diversos motivos que se clasifican en dos tipologías. Las causas internas, que van desde la edad a la genética y por causas externas, como puede ser el consumo de tabaco, beber café o llevar una mala limpieza bucal”, explican desde  la Clínica Dental Galván Lobo

Así que a continuación vamos a descubrir las principales causas, tanto internas como externas, que provocan que los dientes se oscurezcan o adquieran manchas. 

· Tabaco 

Los fumadores son propensos a la aparición de manchas en sus piezas dentales y es que el alquitrán que contienen los cigarrillos suele generar manchas de color marrón o amarillo. También el hábito de fumar genera que las encías se dañen y oscurezcan. Por lo que el consumo de tabaco es muy perjudicial para la salud bucodental y no solo por estética. 

Además hay que señalar que este tipo de manchas no solo aparecen en los dientes, también los fumadores suelen tener manchas entre los dedos con los que cogen los cigarrillos. 

· Mala limpieza diaria 

Está claro que si no se limpian bien los dientes a diario la suciedad se va acumulando y los restos de alimentos dan un aspecto sucio y amarillento a la boca. Según los expertos los adultos se deben realizar dos limpiezas bucales al año para poder disfrutar de una dentadura sana y cuidada. Por lo que si se suma una mala higiene dental a que no se realicen las limpiezas periódicas esta suciedad será mayor. 

· Té, café y otros alimentos 

El consumo de algunas bebidas y alimentos generan manchas en los dientes y pueden decolorar las piezas dentales. Las bebidas más comunes que generan manchas oscuras son el té, el café y el vino. Respecto a los alimentos los que más colorean los dientes son el regaliz y el pimentón. Por supuesto, consumir en exceso alimentos azucarados puede provocar caries dental, que también afectará a la estética de la sonrisa. 

· Edad y genética 

La edad y la genética influyen en gran medida en la aparición de manchas o a que el color de los dientes se vuelva más amarillento. Está claro que a medida que pasan los años simplemente por el transcurso del tiempo se será más propenso a que esto ocurra. Sin embargo, hay que señalar que en los dientes también influye la genética. Si toda tu familia disfruta de unos dientes blanquecinos tú serás más propenso a que esto ocurra, así como al contrario, si tu familia tiende a tener los dientes amarillos a pesar de una buena limpieza dental y hábitos saludables puede que tú también tengas mayores probabilidades. 

· Los mejores tratamientos para los dientes oscuros 

Para hacer que tus dientes recuperen su blanco natural o adquieran una tonalidad más blanca actualmente existen dos tratamientos dentales, la limpieza bucal y el blanqueamiento dental. En función de tus necesidades será más óptimo uno u otro, pero siempre deberías pedir consejo a profesionales y en cualquier caso evitar trucos caseros que pueden dañar tu dentadura e incluso poner en riesgo tu salud. 

· Limpieza bucal: la limpieza bucal limpia en profundidad la dentadura. Cuando nosotros nos limpiamos los dientes es habitual no eliminar toda la suciedad, se suelen almacenar restos entre los dientes y se suele crear una capa de sarro sobre las piezas dentales. Es por esta cuestión que muchas veces los dientes consiguen tener una buena tonalidad solo con una limpieza bucal realizada por especialistas. Aunque en algunos casos no es suficiente, por lo que se recomienda recurrir al blanqueamiento dental. 

· Blanqueamiento dental: con este tipo de tratamiento se consiguen reducir varias tonalidades de los dientes y eliminar las manchas. Existen diferentes técnicas de blanqueamiento dental que varían en función de los agentes blanqueadores utilizados, aunque el objetivo en todos es dar a los dientes una tonalidad más blanca y brillante.

Deja una respuesta